¿Velo o mantilla para el día de tu boda?

Toda la vida soñando ese momento pero, por raro que parezca, te surgen algunas dudas. ¿Utilizo velo o mantilla? Es una de las preguntas que más os soléis hacer a la hora de elegir este complemento y, tenemos algunos datos que pueden ayudaros a decantaros por una u otra prenda. 

El velo es una prenda de origen francés y que, tradicionalmente, debe cubrir el rostro de la novia durante toda la ceremonia hasta el final de la ceremonia religiosa donde se produce el beso entre los ya marido y mujer. Si decides utilizar velo, el protocolo dice que debe llegar a la cintura en caso de que sea corto y sobrepasar el vestido si optas por un velo largo. Aunque a día de hoy esta prenda se ha reinventado, la tradición sigue muy ligada a la prenda. 

Por otro lado está la opción de usar la mantilla. Es una prenda típica española y, su confección artesanal, la hace una pieza única. Muchas novias la utilizan al ser una prenda que pertenezca a la familia o tenga cierta carga emocional para ellas. Es de encaje y puede ser un complemento perfecto a un vestido de estilo boho o con un aire más retro. 

En Artesanía Florencia contamos con los velos amantillados. Mezclan la delicadeza del velo con el trabajo artesanal, el bordado y la exclusividad de una mantilla. 

Pero, sin duda alguna, serás tú quien tome la última palabra. Tus gustos, el estilo de tu traje, de tu boda, las vivencias o recuerdos que tengas asociados a la prenda será lo que la convierta en única y en la elegida el día de tu boda.